Problemas en motores diesel

Existe la creencia de que un camión no presenta tantas averías como otros vehículos, por el contrario, sus fallas pueden resultar más continuas y de mayor gravedad a causa del tipo de trabajos que se realizan con ellos. No son máquinas invencibles como algunos piensan, también presentan inconvenientes.

Si el motor de uno de estos pesados está defectuoso y no se atiende a tiempo, podría generarse una combustión interna capaz de destruir la máquina. Unas averías son más comunes que otras, algunas son:

Arranque: suele suceder que este tipo de motores tenga dificultades para encender, por ejemplo retardos en el arranque. Es posible que se deba a fallas en el suministro de combustible o tenga la compresión baja. Haga revisiones si se tarda más de lo normal.

Aceite oxidado: se genera cuando se deja aparcado por mucho tiempo (entre temporadas) o no se utiliza frecuentemente. Este fenómeno se produce cuando se crean burbujas al entrarle aire al aceite por la falta de uso, ellas interfieren en la lubricación haciendo que el motor vacile en su funcionamiento o que se dañe. Aun cuando el aceite esté limpio, es perentorio cambiarlo tras un largo periodo inactivo.

Humo negro: estas máquinas emiten mayor cantidad de humo que otros vehículos y se percibe un olor desagradable. Si los gases que emite son muy oscuros o negros es probable que exista un desequilibrio entre la relación aire – combustible, en el que se pasa un exceso de este último en una proporción mayor a la masa de aire. La falla puede ser por una bomba inyectora, una válvula EGR defectuosa, etc., incluso varias de ellas al mismo tiempo podrían ser la causa.

Bujía defectuosa: esto seguro lo deja atónito, no es la típica bujía como la de los coches, se trata de una bujía incandescente que enciende la mezcla por medio de un calefactor con una resistencia muy alta. Si el calentador se avería le será imposible arrancar el motor, peor si el clima es muy frío.

Ruido: los motores diésel son ruidosos, sin embargo, los ruidos causados por fallas son mucho más notorios. Un sonido como un golpe en el motor muy posiblemente signifique daños en los inyectores de combustible, lo sabrá si la compresión pierde el equilibrio y el rendimiento se disminuye.

Teniendo un conocimiento básico del motor que usa y manteniéndolo a tono aunque sea con las medidas mínimas, asegurará que su camión funcione como debe ser. Para hacer las reparaciones o reposiciones pertinentes sin verse muy afectado económicamente visite https://www.despiecesdecoches.com/, y le ayudarán a precisar lo que amerite.